0
Foto: FM Impacto (Realicó)
Las rutas de todo el norte pampeano se encuentran en complicado estado por el avance del agua que proviene del sur cordobés y va afectando a distintas localidades.

Sobre todo en varios sectores de las nacionales 35 y 188, el paso del agua crece hora tras hora

Además no deja descansar a vecinos y funcionarios que luchan para que no ingrese a los cascos urbanos, como ocurre en Adolfo Van Praet, donde se sigue trabajando con intensidad para colocar alcantarillas, o en algunos sectores bolsas que frenen el paso del líquido.
 
Pero ayer, el estado de la ruta nacional 188 en cercanías de Bernardo Larroudé producto del avance del agua y entre las localidades de Adolfo Van Praet y Coronel Hilario Lagos, generó alarma en quienes transitaban por ella, ya que se encontraba ocupando media calzada en algunos tramos y en otros directamente pasaba por encima totalmente de la cinta asfáltica.

Por otra parte, la localidad de Coronel Hilario Lagos ya se encuentra con una importante masa de agua que ingresa por campos y algunos caminos rurales.

Por la mañana no había señalización ni tareas de prevención en las rutas donde pasaba el agua, aunque ya en horas de la tarde-noche uniformados alertaban que debía movilizarse con precaución. 

FM Impacto

Publicar un comentario

 
Top