0
Foto: WEB
Los argentinos Máximo González y Andrés Molteni perdieron el dobles en Astana ante Aleksandr Nedovyesov y Timur Khabibulin por 5-7, 6-4, 7-5 y 6-4.

Los debutantes Andrés Molteni y Máximo González no pudieron hoy mantener un prometedor inicio de partido frente a los locales Timur Khabibulin y Aleksandr Nedovyeso, que se impusieron en cuatro sets para adelantar a Kazajistán 2 a 1 en el repechaje del Grupo Mundial en Astana, y dejar obligada a la Argentina a ganar los dos singles del domingo para no descender en la Copa Davis.

Los argentinos, vigentes campeones y capitaneados por Daniel Orsanic, cayeron en un partido inestable, con muchos quiebres, y que se definió con parciales de 6-4, 4-6, 5-7 y 4-6, en poco más de tres horas y media de juego en el Centro Nacional de Tenis de la capital kazaja.

La lógica dominó el primer día de competencia en Astana, donde Argentina y Kazajistán terminaron 1-1, luego que el bahiense Guido Pella no pudo aguantar a Mikhail Kukushkin y el porteño Diego Schwartzman barrió a Dmitry Popko.

A primer turno, Pella (73 del ranking ATP) perdió ante el experimentado Mikhail Kukushkin (78) con parciales de 6-7 (5), 7-6 (5), 6-2 y 6-4, en tres horas y 54 minutos de juego, dentro de un trámite equilibrado y cambiante, con muchas discusiones.

Pero después, Schwartzman (28) llevó tranquilidad al equipo albiceleste capitaneado por Daniel Orsanic, con su primer triunfo en la historia de la Davis, producto de una sólida presentación ante Popko (196), al que venció por 6-4, 6-2 y 6- 2, en una hora y 59 minutos de juego.

Con el 1-2 en la serie, este domingo -a partir de las 5 (hora argentina)- "Peque" Schwartzman deberá vencer a Kukushkin para mantener la esperanza en el conjunto albiceleste, que para el hipotético quinto punto colocará a Pella frente a Popko o Khabibulin.

Desde su ascenso en 2001, el equipo argentino se mantuvo siempre en el Grupo Mundial y la única vez que necesitó de un repechaje fue en 2014, cuando superó a Israel en Sunrise, Estados Unidos.

Un descenso, más allá de la obvia diferencia deportiva, también representaría un problema grave a nivel económico para la Asociación Argentina de Tenis (AAT), ya que debería jugar una temporada completa en la "B".

Lo cierto es que Molteni y "Machi" González salieron a debutar en la Copa Davis frente a una pareja desconocida, que presentó el ingreso de Timur Khabibulin en lugar de Mikhail Kukushlin -primera raqueta kazaja- para acompañar a Aleksandr Nedovyesov.

Con un nivel bajo de juego en general, todo fue parejo en el primer set hasta el noveno game, cuando los kazakos le quebraron el servicio a Molteni, y se adelantaron 5-4.

Pero enseguida los argentinos reaccionaron sobre el servicio de Nedovyesov y ese game significó un click, porque las dudas invadieron a los locales.

Tanto Molteni como González (habituales compañeros en el circuito profesional) se encendieron y le quebraron el servicio a Khabibulin, para cerrar por 7-5 el primer set.

Ese envión que podría haber significado la ventaja inicial no existió para los argentinos, porque tanto el debutante Kahbibulin como Nedovyesov, mantuvieron con algo de tranquilidad sus servicios de saque.

En el quinto game, le volvieron a quebrar el saque a Molteni (lo perdió con doble falta) y los kazajos no desaprovecharon esa situación para igualar la historia en Astana.

El tandilense González, de 34 años, trataba de que Molteni no pierda el hilo de partido con mucha charla entre punto y punto.

El tercer set fue el juego del error, de uno y otro lado se sucedieron las fallas infantiles lo que se trasladó a un marcador cambiante.

Argentina quebró a Khabibulin en cero para adelantarse 3-1, pero la ilusión duró muy poco, porque los kazakos recuperaron inmediatamente sobre "Machi" González.

Luego el que volvió a sufrir fue Molteni, que perdió su servicio para que Kazajistán pasen al frente 4-3 y hagan explotar a un estadio que tuvo más público que el viernes.

Sin embargo, hubo un nuevo rompimiento a Khabibulin (4-4), pero en uno de los peores games jugados por los argentinos, le quebraron, una vez más, el saque a Molteni.

Ese pudo haber sido el quiebre del partido, porque Kazajistán no titubeó en el cierre y se quedó por 7-5 con el tercer parcial.

Todo se hizo cuesta arriba para los argentinos, que no encontraron el ritmo de juego, perdieron la concentración en varios tramos y se mostraron desconectados.

Al contrario, sufrieron el pico de confianza de los kazajos, que tampoco tuvieron un juego espectacular, pero se las ingeniaron para tener algo de superioridad y temple en los puntos importantes.

Molteni perdió por quinta vez el saque (otra vez con una doble falta) en el séptimo game, que iba a ser determinante para el cierre del partido.

"Machi" González y Molteni no tuvieron respuestas, y así fue como Khabibulin y Nedovyesov concluyeron la faena con otro 6-4 para adelantar a Kazajistán y dejar al campeón vigente cerca del descenso a la Zona Americana.


Cadena3

Publicar un comentario

 
Top