0
Foto: WEB
El ex vicepresidente está acusado de cohecho y negociaciones incompatibles con la función pública en la causa Ciccone. Estuvieron presentes todos los imputados.

El ex vicepresidente Amado Boudou comenzó hoy a ser juzgado por el caso de la compra de la ex Ciccone Calcográfica y planteó la nulidad de todo el proceso lo que será resuelto por el Tribunal el próximo martes.

A pocos minutos del inicio del debate en los tribunales de Comodoro Py, el abogado de Boudou, Eduardo Durañona, planteó la nulidad del debate y el Tribunal decretó un cuarto intermedio hasta el próximo martes cuando definirán la suerte del juicio.

Los jueces Pablo Bertuzzi, Néstor Costabel y Gabriela López Iñiguez resolvieron suspender la audiencia no sólo ante el planteo de Boudou sino también de las defensas del exjefe de asesores de la AFIP Rafael Resnick Brenner y de Alejandro Vandenbroele, que pidieron más tiempo para tomar conocimiento del expediente.

Vandenbroele cambió incluso de abogados poco antes del inicio del juicio puesto que antes tenía la defensa de la abogada Liliana Cobas y la cambió por la defensoría oficial a cargo de Paola Bigliani.

Boudou a través de su abogado pidió la nulidad porque consideró que la causa debe fusionarse con aquella otra en que investiga a funcionarios de la AFIP por la deuda de Ciccone.

El ex vicepresidente llegó sobre la hora a los tribunales de Comodoro Py y en la ante sala se cruzó con su amigo, José María Nuñez Carmona, otro de los imputados, en tanto que el abogado Alejandro Vandenbroele, titular de The Old Fund, lo hizo a última hora al igual que Guido Forcieri, ex jefe de Gabinete del Ministerio de Economía.

Todos están en el banquillo de los acusados junto a Rafael Resnick Brenner, ex jefe de asesores de la AFIP; y a Nicolás Ciccone, ex dueño de la gráfica.

Boudou es juzgado por cohecho y negociaciones incompatibles con la función pública.

La acusación está a cargo de la fiscal de juicio Marcelo Colombo y las querellas de la Oficina Anticorrupción y la Unidad de información Financiera (UIF).

Según la acusación, mientras ocupaba el cargo de ministro de Economía, Boudou –a través de su amigo José María Nuñez Carmona y el abogado Alejandro Vandenbroele (titular de The Old Fund) como intermediarios- se interesó por la adquisición del 70 por ciento de las acciones de la compañía, encargada de la impresión de papel moneda.

Cadena3

Publicar un comentario

 
Top