GuidePedia

Foto: WEB
Fue en una obra de teatro "Una escena de DIOS" que incluye actores que le cuelgan pañuelos verdes por la legalización del aborto.


El Festival de Teatro que organiza la municipalidad de Rafaela mueve a la región. Desde hace 15 años, personas de pueblos cercanos a esta ciudad pujante de poco más de 100 mil habitantes acuden masivamente, pues suelen representarse obras que no llegan con frecuencia a estas latitudes.

A sala llena y para sorpresa de buena parte de los espectadores, el viernes se presentó la obra DIOS en el Centro Cultural Municipal de la ciudad de Rafaela, cuyo contenido generó una polémica inmediata y fue considerada un agravio para la comunidad católica y una provocación por las autoridades eclesiásticas de la región.

Con algunas modificaciones, la obra simuló brevemente una Misa católica y se cantaban canciones de misa que lograron cierta interacción con el público. Pero luego subieron sobre el escenario una imagen gigante del papa Francisco y la Virgen María y, sobre ellas, dos personas desnudas comenzaron a colocarles pañuelos verdes -con que se identifican quienes están a favor de la legalización del aborto- e invitaban al público a recorrer el escenario.

Foto: WEB
 La reacción de los asistentes fue inmediata: "Hubo quienes aplaudieron y otros que quedaron sorprendidos", le contó a Clarín un espectador. Sin embargo, pronto, las fotografías de personas ofendidas en su sentir con la obra comenzaron a circular en las redes sociales, acompañadas de un texto alusivo que repudiaba el acto. "¿El intendente sabrá de esto?", se preguntaba un ex concejal a la salida de la obra.


PUBLICIDAD







La noticia no tardó en llegar al Obispo de Rafaela, Luis Fernández, quien en un comunicado recogió los sentimientos de buena parte de los asistentes considerando la obra como "un agravio al espíritu religioso que no colabora con la pacificación anhelada de nuestra sociedad". 

"Consideramos necesario unirnos a las diversas manifestaciones que, de manera especial en las redes sociales, expresan su dolor y su repudio hacia estos hechos", advirtió.

"Deseo dejar en claro nuestro respeto y defensa de la libertad de expresión artística, pero con la misma fuerza creo que no se tuvo en cuenta el respeto a los hombres y mujeres que profesamos la fe de los cristianos, y que su libre ejercicio y expresión constituyen un derecho debidamente garantizado por la Constitución Nacional", añade el comunicado de Fernández.



Por último, indica que "la mencionada obra es un agravio al espíritu religioso, y que no colabora ni a la pacificación anhelada de nuestra sociedad ni al debido respeto al ejercicio de las creencias que conviven pacíficamente en nuestra Patria. Este hecho duele profundamente, y así lo sentimos de manera especial los católicos de Rafaela".

En anteriores presentaciones de DIOS, por ejemplo en el Centro Cultural Recoleta, en la promoción de la obra se aclara que "puede herir la sensibilidad religiosa, moral e ideológica del espectador. Queda bajo su decisión ingresar a la misma. Prohibida para menores de 18 años".

"En la cartilla de programación no había ninguna advertencia", le dijo a Clarín otro espectador que estuvo presente el viernes por la noche en la obra.


PUBLICIDAD







En una entrevista reciente, Lisandro Rodríguez, dramaturgo y director de la obra, explicó que "(La obra) DIOS es casi un homenaje a León Ferrari, aunque en realidad es un homenaje al Papa. Y trabaja con la idea de la corporación ‘iglesia’, donde lo que opera son las corporaciones. Son las construcciones de poder que operan todo el tiempo. Vamos a hablar de lo que no se habla. Ahí es donde el arte entra y se pone en tensión, interpela. Pero también es un refugio donde podemos sentir cierta complicidad".

Gustavo Mondino, director artístico del festival de Rafaela, admitió estar sorprendido por la repercusión que tomó su obra ("Dios"), que puso en escena a un grupo de personas bailando desnudas, con pañuelos verdes, alrededor de las imágenes de la Virgen María y el papa Francisco.

En una entrevista con #Novaresio910, Mondino explicó que cuando programó la obra, "sabía que podía generar alguna controversia, pero no pensé que tanta. Es una obra que va dialogando con el contexto político y social y, en este momento, una de las cosas sobra la que habla es sobre el rol que tiene la Iglesia frente a la legalización del aborto”.

“La polémica había empezado unos días antes dentro del festival cuando las actrices, al finalizar las obras, saludaban con los pañuelos verdes”.

"Ver a las personas con los pañuelos y abrazando al papa y a la virgen no me molesta porque tengo una postura clara con respecto a lo que me pasa con la Iglesia. Y la Iglesia como institución es algo en lo que yo no creo".

Otras declaraciones sobre el caso.

"Mas allá de cualquier cosa que se pueda decir, denunciar o lo que sea, yo pienso que Dios, como tantos otros trabajos, develan, muestran y evidencian lo mal que estamos. Y desde ese dolor pienso, hago y comparto el teatro".
Lisandro Rodríguez, director de la obra
"Sabemos que la historia de la obra busca llamar a la reflexión, pero no se advertía que iba a haber cierto proselitismo en lo que tiene que ver con el tema de la legalización del aborto. Más en una ciudad que fue declarada 'Pro vida' por su Concejo municipal".
Bryan Mayer, periodista de Rafaela




Con la polémica instalada en Rafaela, un grupo de católicos pidió una reunión con el intendente Luis Castellano para pedir explicaciones de lo que consideraron una ofensa para su comunidad. El presidente municipal aún no hizo declaraciones públicas.


Clarin | A24 |  diario26.com

Espacio Publicitario




 
Top