GuidePedia

Foto: WEB

La delegación argentina empezó de la mejor manera. Logró 2 medallas doradas desde los brazos de Delfina Pignatiello en 400 metros libres y Victoria Bardach en 200 mariposa. Además, Julia Sebastián, en 100 metros pecho, ganó plata y además sacó pasaje a los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.



Con apenas 19 años, Pignatiello ratificó todas las expectativas depositadas en ella y, tras su irrupción en las competencias mayores, se colgó el oro en la pileta del natatorio de la Villa Deportiva Nacional.

Virginia Bardach coronó una magnífica primera jornada para la natación argentina y se adjudicó la final de los 200 metros mariposa femenino, en el marco de los Juegos Panamericanos Lima 2019.

En el natatorio cubierto de la Villa Deportiva Nacional, la cordobesa estableció un tiempo de 2m. 10s. 87/100 para la distancia, marca con la cual se adjudicó el oro.

PUBLICIDAD





Bardach, de 27 años, aventajó por 81/100 a la canadiense Mary Sophie Harvey, ganadora de la presea de plata, y por 1s. 64/100 a la estadounidense Meghan Small, que se quedó con el bronce.

"La verdad que trabajé mucho para conseguir esta marca. Estoy muy contenta", sostuvo Virginia, hermana menor de Georgina, medallista olímpica en Atenas 2004.

"No es fácil competir en este natatorio. Se siente mucho la presión", dijo Bardach, quien había logrado el tercer escalón del podio en el Sudamericano 2018, desarrollado en la ciudad de Trujillo (Perú), en noviembre último.

Previamente, la bonaerense Delfina Pignatiello (19 años) había conseguido la medalla de oro en los 400 metros libres, mientras que la santafesina Julia Sebastián (25) obtuvo la presea de plata en 100 metros pecho femenino.

"No sentí que haya sido mi mejor carrera pero estoy disfrutando un montón estar acá, mi primer Panamericano. Se siente todo el aliento del equipo, vivir en la Villa Panamericana, estar acá compitiendo, representando la bandera que es lo que más me gusta y más me motiva... Estoy contentísima", afirmó Delfina, en Declaraciones a TyC Sports.

PUBLICIDAD





Enseguida, reconoció: "Me vi campeona, era lo que se venía a buscar. Este triunfo va a ocupar un lugar más en este camino, que es el sueño olímpico, así que todo suma".

La plata y el bronce fueron respectivamente para las canadienses Danica Ludlow (4:11.87) y Alyson Ackman (4:12.05).

Ya Pignatiello había marcado en la mañana el mejor tiempo en las sesiones de clasificación.

Bicampeona mundial juvenil y medallista en los Juegos Olímpicos de la Juventud del año pasado, la promesa de la natación argentina comienza a convertirse en realidad.

"Ahora quiero sumar más experiencias", puntualizó.

Ya Pignatiello tenía antes de los Panamericanos, clasificatorios para los Juegos Olímpicos de Tokio-2020, la marca necesaria para ganar un cupo.

PUBLICIDAD





La enorme Julia Sebastián

Y si lo de Pignatiello impactó, ¿qué decir de la santafesina Julia Sebastián? Porque además de la medalla plateada en la prueba de natación de 100 metros pecho de los Juegos Panamericanos Lima 2019 su marca en la clasificación significó el récord sudamericano y el boleto a Tokio 2020.

La nadadora argentina consiguió un tiempo de un minuto, siete segundos y nueve centésimas, 15 centésimas más que la ganadora, la estadounidense Anne Lazor (1m6s94). Tercera quedó la canadiense Faith Anya con 1m07s42.

Así, en la primera jornada de la competencia de natación, la delegación argentina se llenó los ojos de lágrimas e ilusión, de cara al futuro.

PUBLICIDAD





La dupla Cifuentes-Alto no pudo en la final del tenis de mesa

La dupla argentina compuesta por Horacio Cifuentes y Gastón Alto no pudo con la pareja de Brasil, Hugo Calderano y Gustavo Tsuboi, que se impusieron 4-2 en la final del dobles masculino del tenis de mesa de los Juegos Panamericanos.

En el Polideportivo número 3 de la Villa Deportiva Nacional, el experimentado binomio brasileño terminó ganando con la siguiente progresión: 11-6, 12-14, 8-11, 11-6, 12-10 y 12-10, luego de una hora y 5 minutos de intensa lucha.

Tanto el mendocino Alto (34 años) como el bonaerense Cifuentes (21 y oriundo de Berisso) cumplieron un destacado desempeño, pero no pudieron sostener el ritmo que le impuso al partido el binomio brasileño que supo jugar con muchos efectos y cambiar los ángulos de las devoluciones, sobre todo en los saques argentinos.

De esta manera, la única medalla dorada de la Argentina en el historial de la disciplina se remonta a Guadalajara 2011, cuando Liu Song se quedó con el trofeo del individual masculino, al derrotar en la final al mexicano Marcos Madrid.

En el certamen individual, los dos tenistas argentinos resultaron eliminados en octavos de final. El mendocino Alto perdió con la estadounidense Kanak Jha (1-4), mientras que el bonaerense Cifuentes cayó por idéntico resultado ante la canadiense Eugene Wang.

Diario Jornada

Espacio Publicitario





 
Top