GuidePedia

= Foto Archivo = 

El 11 de marzo, hace más de 6 meses, Sergio Denis tenía su fatídica noche en la que su vida daría un giro 180º. Ahora, tras pasar por un hospital de Tucumán y un centro médico de Buenos Aires, el músico se encuentra en una habitación de la Clínica de Rehabilitación Integral (ALCLA) en donde recibe visitas de sus seres queridos y más cercano.

En este lugar también está internado Santiago Bal y permaneció mucho tiempo, hasta el día de su muerte, Gustavo Cerati. 

El último parte médico de la clínica respecto a la salud de Denis: "El músico se mantiene estable, compensado hemodinámicamente, sin interrupciones agudas. Su estado neurológico no presenta cambios significativos".


PUBLICIDAD


Sus familiares y amigos lo visitan de manera constante, acompañándolo y esperando el día que por fin logre despertarse. 

El que va casi todos los días a visitarlo es Carlos Hoffman, el hermano de Sergio, quien vive a tres cuadras del lugar. 

Por su parte Nora, la hermana, viaja cada vez que puede desde Coronel Suárez a Capital para darle un beso y charlarle un poco. Dos de sus hijos, Federico y Victoria, se van turnando para estar con él. 


PUBLICIDAD


Por el buen trato recibido en ALCLA, sus familiares están muy conformes y el cuerpo del artista no tiene escaras ni otras complicaciones. 

Bárbara Hoffman, la hija mayor de Sergio, vive en Chubut, pero se mantiene al tanto de todo y de vez en cuando se expresa en redes sociales como lo hizo ahora por los 6 meses que han transcurrido.

"Ya 6 meses… Durante todo este tiempo hubo, hay y habrá de por vida mucho sufrimiento. Lamentablemente nunca se lo nombró tanto en los mejores momentos de su carrera y sí en esta situación y eso jode. Muchos mensajes fueron muy lindos y alentadores pero como en todo, muchas personas fueron muy desubicadas y faltas de respeto (sic)", agregó. Luego cerró: "Papá sigue sin cambios, aún no despierta. Esperamos lo mejor para él, que tanto lo merece".


PUBLICIDAD


Otra persona que suele visitarlo y, pese a que no es familiar directo, es una de las más cercanas a Sergio. Diego Colombo es el histórico abogado del músico, pero mucho antes que eso es su amigo y hombre de confianza desde hace más de 50 años. Él va verlo todos los viernes, y la semana pasada fue testigo de un momento que lo estremeció.

"Fuimos a verlo con Federico, con el hijo, y le decíamos lo de siempre: 'Negro, tenés que salir', 'Dale Negro, con fuerza, que te esperamos', 'Vamos a salir y vas a estar bien'", le relató a Clarín, en exclusiva.

"Y bueno, en un momento lagrimeó. Le dije a Federico que tenía una lagrimita y se la sacamos con el dedo. A veces soy exagerado con mi deseo y veo o siento cosas que no son, pero la lágrima estaba ahí, la tocamos", explicó Diego.

DiarioUNO

Espacio Publicitario





 
Top