GuidePedia

Imagen
= Alejandro Bongiovanni | Foto: WEB = 

MIRÁ EL VIDEO y OPINÁ El economista Alejandro Bongiovanni cuestionó la política de paralizar al país por el covid-19. "Estamos viviendo un suicidio colectivo", afirmó.




El director de la Fundación Libertad de la ciudad de Rosario, Alejandro Bongiovanni, mantuvo una charla virtual con la politóloga Antonella Marty donde planteó su postura en contra de paralizar el país por "algunos casos de coronavirus" y sostuvo que "estamos viviendo un suicidio colectivo".

PUBLICIDAD



El economista consideró que "estamos viviendo un suicidio colectivo, en medio de un caso de irracionalidad colectiva más grande en la historia del ser humano". "No tiene ningún tipo de proporción la reacción con el problema, y esto no implica negación del problema", agregó.

"Es como si incendiaran una ciudad para salvar a una sola persona. Quizá mi opinión sea políticamente incorrecta y pido disculpas si alguno lo pone esencialmente sensible", expresó.

En este marco sostuvo que "desde la Revolución Industrial en que empezó a transitar el comercio de un lado al otro y la cooperación humana se multiplicó con mejores condiciones de vida y desarrollo, le pusimos un freno de mano brutal sin saber cuáles van a ser los costos". 



PUBLICIDAD



"No tenemos hoy la más mínima noción no solo económico sino también en vida, los costos políticos y sociales, como víctimas de un pánico totalmente desproporcionado", advirtió.

Para luego insistir: "El mundo está en freno de mano. Dejó de girar. No tiene ningún sentido: cuando el año que viene podamos hacer la historia del 2020 nos daremos cuenta de que no fue para tanto".




El polémico especialista también sentenció que los que piden que paren todo "tieien buenos incentivos" para hacerlo porque "tienen trabajo y recursos, porque se le pega al Gobierno que no hace nada, o porque consideran que es mejor seguir obrando como se venía".

PUBLICIDAD



En tanto que apuntó contra los jefes comunales que "pueden poner barricadas para que no entren personas de otro pueblo". "Alberto Fernández está gobernando con el 'Laudato Si' del papa Bergoglio y a nadie le importa. El Congreso no sesiona, la Justicia no trabaja", cuestionó.

En ese sentido, aseguró que esto traerá consecuencias económicas severas y en lo político podría devenir en "un estatismo como el que no conocemos desde hace mucho tiempo, un nacionalismo parecido al de entre guerras".

Por otra parte, respecto a las consecuencias sociales, manifestó que "se trata al otro como un infectado sin prueba en contrario, porque no hay test y nadie puede defenderse demostrando que no lo está".



PUBLICIDAD



"Si fuera yo (un contagiado) me paso tres semanas en mi casa, genero los anticuerpos, me recupero como lo hace casi todo el mundo y ya podría salir a la calle. Pero aquí uno termina siendo un infectado para siempre, un infectado que no se recupera. ¿Hasta cuándo? Hasta que se descubra la vacuna. Diez meses, doce meses, un año y medio…", desarrolló.

Finalmente sentenció que "el miedo nos ha llevado a retroceder como sociedad 200 años en una absurda proporción entre problema y la reacción".

El 2020 será recordado como el año en el que la humanidad se suicidó.

"Es terrorífico ver cómo la gente en este país que es pobre, supone que con 15 días sin producir no va a pasar nada, es una mentalidad de empleado público que piensa que no va a pasar nada si no se hace nada, porque está acostumbrado a eso", concluyó.

Espacio Publicitario






 
Top