GuidePedia

Imagen
= Foto: WEB = 
Fue en la localidad santafesina de Avellaneda, donde nació la empresa agropecuaria. El intendente del lugar, Dionisio Scarpín, expresó a Cadena 3: "La decisión del Gobierno generó mucha angustia, bronca e impotencia".




Un masivo banderazo en contra de la intervención estatal y expropiación de la empresa agropecuaria Vicentin, anunciado el lunes por el presidente Alberto Fernández, se realizó este martes en la ciudad santafesina de Avellaneda, cuna de la firma cerealera.



PUBLICIDAD




La manifestación se llevó a cabo en las calles de la localidad, ubicada a 800 kilómetros de Capital Federal, con una nutrida asistencia de vecinos, que se dieron cita con banderas argentinas, a pie y también a bordo de automóviles.

Imagen
= Foto: WEB = 

El intendente de esa población de 30 mil habitantes, Dionisio Scarpín, también participó de la movilización. En diálogo con Cadena 3, afirmó: "La noticia cayó de manera sorpresiva, porque nadie se lo esperaba, ni los dueños. Generó mucha angustia, desazón, bronca e impotencia".



PUBLICIDAD




"Vicentin es una empresa que ha nacido en Avellaneda. Esto es el norte de la provincia de Santa Fe, mucho más cerca de Chaco que de Rosario. Somos un área más parecida al litoral chaqueño y al NOA. Es una empresa familiar que hoy conduce la tercera generación, con más de 90 años de historia, que ha sabido crecer de a poco hasta ser lo que es hoy, una firma de alcance nacional y multinacional", expresó Scarpín.


Imagen
= Foto: WEB = 
En ese marco, remarcó que era "improbable" que la compañía agropecuaria fuera a la quiebra. "Sólo le iba costar mucho más, pero estaba buscado socios para hacerse de recursos líquidos y superar este proceso", señaló.

"La empresa está funcionando. Acá tiene varias unidades de negocios: un frigorífico, una hilandería, una planta de etanol y la fábrica de algodón Estrella. Ocupa a más de dos mil puestos de trabajo, más todo lo que genera indirectamente, porque se ha preocupado mucho en tener proveedores locales", agregó.



PUBLICIDAD




Consultado sobre la postura del gobernador santafesino, Omar Perotti, quien respaldó la decisión del presidente Alberto Fernández de intervenir la firma, respondió: "La posición de Perotti no me ha sorprendido, porque está en la misma línea política que el jefe de Estado. Pero yo tengo una luz de esperanza de que, con algunas gestiones, pueda hacer de intermediario para evitar la expropiación".

Sobre esta expectativa, abundó: "Vamos a trabajar para eso y con los diputados y senadores, porque esto se define ahí. Se va a debatir qué país queremos: si deseamos que, de un plumazo, se quite el capital a una empresa familiar a la que le costó 90 años de sacrificio, de laburo, u otro tipo de país que todos conocemos".

En la misma línea, concluyó: "Vicentin es el símbolo del desarrollo de Argentina como idea: gente de laburo, de sacrificio, que siempre piensa en el futuro. En los últimos 35 años, con la cantidad de crisis que hemos tenido, nunca ha dejado de crecer".



PUBLICIDAD










PUBLICIDAD









Espacio Publicitario






 
Top