GuidePedia

Foto: Diario Jornada
Fue en Río Colorado, cuando Senasa y Policía detuvieron un vehículo que transportaba fardos de pasto. Sin embargo al inspeccionar encontrar la carga clandestina de carne


Más de 200 costillares con hueso escondidos entre fardos de paso fueron decomisados ayer sobre la Ruta Provincial 57, entre La Japonesa y Casa de Piedra.

PUBLICIDAD



Según se informó oficialmente la mercadería que intentaba ser ingresada a la zona de manera ilegal fue detectada durante un control vehicular realizado por personal de la Brigada Rural y de SENASA.

Los efectivos identificaron un vehículo marca Ford, modelo F-100, de color blanco, en el que se trasladaban dos personas de sexo masculino originarios de la ciudad de General Roca, que acarreaban un tráiler de hacienda.

A simple vista transportaban fardos de pasto sin embargo al realizar un control más exhaustivo hallaron que una lona tapaba un total de 230 costillares con hueso.

La carga era originiaria de provincia de Buenos Aires y pesaba alrededor de 300 kilos.



Diario Jornada

Espacio Publicitario




 
Top