GuidePedia

Diego Loza | Foto: WEB
La jueza María Florencia Maza formalizó pasado el mediodía de este miércoles la acusación a los jóvenes de 23 y 17 años de edad, imputados de haber maniatado y asesinado el fin de semana al empleado municipal Diego Loza en un departamento del barrio santarroseño de Villa Santillán. El adolescente declaró, pero dijo no ser responsable del asesinato. El otro se mantuvo en silencio, según la versión publicada por  iTextual.


La investigación está a cargo de la fiscala María Cecilia Martiní. “Uno de ellos no declaró y el otro realizó una declaración”, dijo la funcionaria.

Entre las 13.30 y las 14 se hizo la audiencia de formalización en una de las salas del Centro Judicial de Santa Rosa. 

Allí -en una audiencia sin la presencia de la prensa, a raíz de que uno de los imputados es menor de edad- Martiní relató cómo fueron los hechos y de qué acusa a los dos imputados. 

También solicitó -y la jueza Maza aceptó- que les extraigan muestras de ADN para cotejarlas con las encontradas en objetos hallados en la escena del crimen -como por ejemplo el arma homicida-, además de compararlas con rastros genéticos tomados del cadáver.

Ambos fueron acusados del delito de homicidio calificado criminis causae, con los agravantes por alevosía, por haber sido cometido por dos personas y con arma de fuego. 

En el caso del adulto, además, sumó el agravante por haber sido cometido el homicidio con la colaboración de un menor de edad.

La jueza determinó la prisión preventiva para el imputado de 23 años de edad, hasta al menos que culmine la investigación. 

A su vez, determinó que el adolescente sea fue puesto bajo la tutela del Juzgado del Menor y la Familia. Se espera que este juzgado lo envíe en las próximas horas al Instituto Provincial de Socialización de Adolescentes (Ipesa).

El homicidio ocurrió el sábado a la noche en el departamento que ocupaba Loza, en de Emilio Zola y avenida Luro. 

Los familiares de Loza -un empleado del área de Inspecciones de la municipalidad de Santa Rosa- hicieron una denuncia el lunes, luego de que no se presentara a trabajar a la municipalidad.

Presuntamente, dos personas ingresaron por los techos de un galpón y, luego, pasaron al departamento. Allí maniataron y le dieron tres balazos -uno de ellos en la boca, mortal- a Loza. El móvil del asesinato habría sido el robo.

Ocultaron el cuerpo debajo de una parrilla, ubicada en un balcón. Se habrían quedado todo el domingo y parte del lunes. Incluso, llegaron a pedir empanadas a una rotisería. Mientras tanto, intentaron vender parte de los bienes de Loza, a través de Facebook.

Los delincuentes, además, limpiaron el departamento: los investigadores no encontraron rastros de sangre. En diálogo con el medio local iTextual, la funcionaria respondió algunas preguntas sobre el caso:

-¿Se pudo determinar qué día murió Loza?

-La persona ha fallecido unos días antes de que se produjera el hallazgo. Va a ser objeto de pericias y elementos que se pueden recabar para la investigación.

– ¿Se declararon responsables del hecho los imputados?

-Yo les tomé declaración como imputados. Uno de ellos no declaró y el otro realizó una declaración.

– El que declaró, ¿dijo tener responsabilidad en el crimen?

-No. Manifestó que no tiene que ver con esta circunstancia.

-¿Dijo haber estado en el departamento?

-Eso no lo puedo decir todavía.

-¿Qué elementos tiene la fiscalía para acusarlos?

-Varios rastros encontrados en el lugar del hecho y registros fílmicos de comercios de la zona, que permitieron identificarlos. Pero todo ello es materia de investigación. Además estamos trabajando con el laboratorio de genética del Ministerio Público Fiscal.

-¿Qué día ingresaron y cómo?

– Estamos tratando de determinar la modalidad. El ingreso creemos que se produjo el sábado 23.

-¿Los imputados eran conocidos de la víctima?

-No lo sabría decir. Entiendo que no.

-Podría tratarse de un ajuste de cuenta?

-Nooo. En realidad, el móvil del hecho se va a determinar fehacientemente con la investigación.

-Trascendieron en las últimas horas que el cuerpo de Lazo tenía tres balazos.

-En realidad, yo estuve presente en la autopsia, donde se determinaron varias circunstancias. Pero el informe final no lo tengo aún. Por eso no puedo dar esa información.

-¿El cuerpo tenía señales de tortura?

-No puedo dar esa información.

-Trascendió que los imputados se quedaron al menos un día en el departamento y que intentaron vender bienes a través de Facebook. ¿Es así?

-Hay algunas cosas de esas, que se presumen. No puedo precisar ninguna de esas circunstancias.

-¿El arma homicida fue encontrada?

-Sí. En el lugar del hecho.

-¿Qué tipo de arma?

-No lo voy a precisar todavía.


iTextual

Espacio Publicitario




 
Top